José Ramón Magarzo

Presidente de Altran España y Portugal

Foco en el individuo versus foco en el equipo, ¿pueden convivir estas dos filosofías en una misma empresa de servicios? (I)

| 0 Comentarios

Yo creo que es muy difícil, seguro que habrá excepciones y opiniones que consideren que es factible pero, en mi opinión, las filosofías son tan distintas que, salvo que las organizaciones estén claramente separadas, hace que sea muy poco probable el éxito de la convivencia.

Voy a exponer las razones por las cuales hago esta afirmación y lo voy a desarrollar en este post y los dos próximos que voy a escribir.

trabajo en equipo

Comienzo con lo que podríamos llamar diferencias en los  conceptos básicos:

  • La primera la encontramos en que, en las empresas individualistas, el centro de atención se sitúa en el individuo o en grupos muy reducidos y siempre con mentalidad empresarial/emprendedora. Frente a las enfocadas a la colaboración global con una mentalidad y funciones más directivas en sus líderes.
  • El ambiente que se crea en el primer tipo de organizaciones tiende a ser competitivo, quien vende más, quien “fideliza” mejor, quien obtiene mayores márgenes, forma y motiva más a su equipo… Frente a esto nos encontramos un ambiente más colaborativo en el que se vende, se negocia, se “fideliza” a los clientes y se forma y motiva a los profesionales…. dentro de un entorno más corporativo y menos departamental/ de unidad de negocio.
  • El éxito en las organizaciones individualistas se mide casi exclusivamente en lo que llamamos “hacer los números”, sin embargo, en las colaborativas, además, se tiene muy en cuenta el apoyo a la misión, a los valores de la compañía.
  • Los líderes en las organizaciones individualistas cultivan su imagen personal, sus capacidades técnicas y comerciales, en cambio en las colaborativas se destacan las capacidades trabajar y promover el trabajo en equipo. Además, en las primeras organizaciones se considera como el mejor líder, básicamente, como al que más vende. En cambio, en las colaborativas se tiene muy en cuenta el “predicar”, fomentar los valores de la colaboración como la forma de trabajar para le empresa.
  • Por último, quiero destacar en estas primeras diferencias en conceptos básicos, el proceso en la toma de decisiones que un caso está básicamente descentralizado y el otro es coordinado.

Estas formas de gestión de empresas de servicios no las hace mejores ni peores, en mi opinión, depende del momento en que se encuentren en el mercado en el que operan.

Generalmente, cuando se está “desembarcando” en un mercado, el modelo que se elije es individualista, se buscan líderes con estas capacidades y orientación, se buscan empresarios con la flexibilidad necesaria para adaptar la oferta de la compañía a las necesidades de los clientes potenciales del mercado en el que empiezan a operar.

Cuando la empresa alcanza su madurez, cuando es reconocida y respetada es cuando el modelo que hemos quedado en llamar colaborativo empieza a tener, en mi opinión, todo el sentido. La oferta en el mercado en que desarrollamos la actividad está bien definida y ajustada, se puede vender globalmente y no es tan necesaria la flexibilidad  para adaptarla a cada cliente, nuestras capacidades están asimismo definidas y las conocemos bien, creo que es el momento de pensar y comportarse más globalmente.

En mis próximos post seguiré desgranando esta cuestión organizativa de tanta relevancia para mí.

Deja un comentario

Campos requeridos marcados con *.



Pin It on Pinterest

Share This

¿Te parece interesante?

Puedes compartirlo en tus redes sociales